La prensa española no habla sobre el calentamiento global

por | julio 20, 2016

Un grupo de estudios de la Universidad de Valencia realizo un estudio con respecto a los tres diarios más importantes de España y la disminución en su interés por los cambios climáticos durante los últimos años.

El estudio se realizó en base a piezas de periodismo, son 376 en total, en las categorías de columnas, editoriales, artículos de opinión y otros, del año 2007 y del 2014. Se tomaron estos años porque en cada uno se publicaron el cuarto y el quinto informe respectivamente, del IPCC (Grupo Intergubernamental del Cambio Climático).

El análisis indicó que en el 2007 la prensa se encontraba altamente polarizadas entre las opiniones escépticas y las de la comunidad científica, con las primeras estando presentes mayormente en los diarios El Mundo y ABC. En el 2014, se denota que hay un claro cese a la opinión sobre el tema en ambos periódicos, con una disminución importante en el diario El País, indicando que daba la impresión de que el cambio climático era un “tema agotado”.

Las únicas piezas de prensa donde aparecían menciones a la negación del cambio climático eran las que tenían como tema principal alguna crítica a Barack Obama, presidente de los Estados Unidos en el momento.

Todo el material periodístico provino de My News, una hemeroteca de plataformas digitales e impresas, con las palabras clave “cambio climático” y también “calentamiento global”  las utilizadas para conseguir el material en el motor de búsqueda. Luego de clasificaciones estándar como fecha, género y el diario donde se publicó, se procedió a analizar y determinar si cada artículo tenía una posición escéptica ante el cambio climático o si avalaban los estudios científicos que dicen comprobarlo.

El País fue, de los tres principales diarios de España, el que más material genero con respecto al tema del cambio climático durante los años 2007 y 2014, en segundo lugar se encuentra ABC y luego El Mundo.

Es interesante como los cambios políticos tanto en España como el resto del mundo afectan las posiciones de la prensa en temas importantes como el cambio climático, los ciudadanos que consideren importantes estas cosas deben hacer que su voz sea oída y solicitar información a los medios si desean obtenerla, o investigar por su propia cuenta si desean una participación más activa en el asunto.